.

WEP Argentina

Somos una organización sin ningún carácter político o religioso, dedicada a promover una cultura de paz a través del desarrollo de vínculos entre personas, el fomento de la educación, el intercambio de saberes y la difusión de culturas. Nuestro deseo es que las personas se conozcan y enriquezcan a partir del conocimiento del otro y de sus saberes culturales.

Realizamos principalmente intercambios culturales de nivel secundario, y también cursos de idiomas, programas de trabajo y voluntariados. En los intercambios, un joven vive con una familia anfitriona de otro país, y asiste a un colegio secundario como si fuese un alumno más. Durante este proceso el estudiante se integra en otra sociedad, en otra cultura.

Desde nuestros inicios en 1993, siempre nos hemos enfocado en el cuidado y el trabajo personalizado. Sabemos que la experiencia del intercambio, ya sea incorporando a un joven a su familia o viajando al extranjero, es una aventura que mueve muchas emociones y requiere de un acompañamiento profesional.

Staff

  • tania scaglione

  • marisa crosetti

  • caren camiscia

  • lucrecia cendra





.
Un grupo de 13 coordinadores se encarga acompañar a las familias y estudiantes
que participan de los programas. Conocé a tu coordinador más cercano:


ANA INÉS HERMOSID: trabaja en Rosario y Pérez, Fonoudióloga

BIBIANA GARNERO: trabaja en Casilda, Fuentes y Cañada de Gómez; Profesora

CAREN CAMISCIA: trabaja en Rosario y San Lorenzo, estudiante universitaria

CRISTIAN AYALA: trabaja en Rosario, Fighiera y Arroyo Seco, estudiante universitario

GRACIELA GUZMÁN: trabaja en Rosario y Roldán

GRACIELA ORONÁ: trabaja en San Martín, Mendoza, profesora

MARIANA ABREGO: trabaja en Mendoza, estudiante universitaria

MARTÍN NAJIMOV: trabaja en Tucumán, estudiante universitario

PATRICIA LYON CLARCK: trabaja en San Nicolás y Villa Constitución, Profesora

SOFÍA CASTRO: trabaja en Córdoba, estudiante universitaria

SILVIA RIEDEL: trabaja en San Martín de los Andes, antigua mamá anfitriona

VIRGINIA KINEN: trabaja en Santa Fe y Paraná, Lic. en Turismo

VIVIANA LOCKER: trabaja en Pergamino; Profesora




.

WEP Argentina nació como un emprendimiento familiar.
Primero con la llegada de Anouck y luego con intercambios y cursos de idioma que realizaron los hijos de Marisa en el extranjero. La organización fue creciendo con el impulso de las familias que formaban parte de WEP y con los primeros aventureros que, casi sin saber qué era un intercambio, se acercaban para conocernos.

Tras haber conocido la experiencia desde dentro, porque la vivimos, ponemos un cuidado y una seriedad extrema en el trabajo que realizamos. Sabemos que la experiencia de realizar un programa en el extranjero conlleva muchos deseos y expectativas.

También sabemos que cada persona es única y por consiguiente sus experiencias también serán irrepetibles. Nuestro trabajo personalizado, respetando los tiempos de las familias y estudiantes, garantiza el éxito de cada programa.

Es por esta misma razón que los coordinadores locales están en contacto fluido con las familias y estudiantes, y participan de reuniones de puesta en común y discusión del trabajo. Los coordinadores de WEP no son voluntarios, sino que trabajan de coordinadores y son profesionales en su labor.

Todas las personas que formamos parte de WEP Argentina llevamos muchos años acompañando y aconsejando a familias y estudiantes que realizan intercambios. Buscamos que sea el cuidad y excelencia de nuestro trabajo lo que genere que cada vez más personas confíen en nosotros y nos elijan para una experiencia tan personal y delicada como es un programa en el extranjero.





.

HISTORIA

WEP (World Education Program) nació en el año 1983 en Bruselas como resultado de la iniciativa de dos jóvenes. Didier Dextehe y Olivier Joris habían realizado un intercambio en los Estados Unidos y al regresar decidieron comenzar su propio emprendimiento. Desde entonces trabajaron con el objetivo de ofrecer calidad y seguridad a los jóvenes que desearan conocer otras culturas “desde adentro”. WEP fue creciendo hasta crear una red de intercambios presente en más de 20 países, que moviliza a más de 600 estudiantes por año.

WEP es miembro de la FIYTO (Federation of Internacional Youth Travel Organizations) y es operador de becas en FOREM Formation (plan de acción por los idiomas), y está reconocido por la Comisión Comunitaria Francesa en Bélgica (A1912). Todos los estudiantes que participan de la red WEP tienen un seguro de viajes y accidente completo y están protegidos por el Fonds de Garantie Voyages.

En la Argentina, la sede central de WEP se encuentra en Rosario desde el año 1993, año en que llega a la Argentina la primera estudiante de intercambio, Anouck Haverbeke, de Bélgica. Marisa, la actual directora de WEP Argentina alojó a esta primera estudiante y desde ese momento continuó trabajando en los intercambios junto con su familia. A partir de entonces, cada vez fueron más las familias, instituciones y estudiantes que participaron de nuestros programas. 

Con el fin de ampliar los alcances del intercambio cultural, en julio de 2006 creamos Fundación Interculturas para motorizar proyectos relacionados con las artes y desarrollar vínculos a nivel regional, nacional y latinoamericano. Los objetivos de la Fundación se encuadran en las declaraciones de los valores para una cultura de paz de la UNESCO. Buscamos la difusión y el aprendizaje a través del cruce con otras costumbres y con otras miradas sobre la propia cultura. Apostamos por la diversidad cultural, la solidaridad, el diálogo y el entendimiento entre las personas. 





.

Ser familia anfitriona

El objetivo de WEP es posibilitar que personas de diferentes culturas se conozcan, intercambien y aprendan. Durante el programa el estudiante vive con una familia que lo aloja y lo integra como un hijo más, con los mismos deberes y derechos que los demás miembros. Además, debe seguir regularmente los cursos de una escuela secundaria. De esta manera, tanto la familia y la comunidad como el estudiante tienen la oportunidad de conocer las costumbres, la vida cotidiana, la idiosincrasia de otro país y, por supuesto, tienen la ocasión de crear un vínculo intenso con una persona de otra tierra, de vivir una experiencia diferente.

El coordinador local

El estudiante y la familia anfitriona disponen de un coordinador que los ayuda en los trámites administrativos de inscripción a la escuela y a otras actividades que el joven desee realizar. Además, los asiste en el proceso de integración. El coordinador de WEP Argentina está cada día a disposición de ellos. Cabe decir que los coordinadores de WEP son profesionales del sector educativo o estudiantes capacitados especialmente para la coordinación de los intercambios. Conjuntamente, la oficina central de WEP Argentina y los psicólogos que en ella trabajan también están disponibles para resolver los inconvenientes que se puedan presentar.





.

REQUISITOS QUE DEBE CUMPLIR LA FAMILIA

Asimismo, las familias deben cumplir con una serie de requisitos. Entre ellos figuran los siguientes:

  • Estar preparados para integrar a un joven de otra cultura.

  • Estar económicamente preparado para cubrir los gastos que genere tener a un miembro más en la familia.

  • Realizar las entrevistas necesarias con un coordinador de WEP Argentina

  • Llenar un legajo donde se informe sobre las características de la familia, la casa y donde se explique la causa del interés en recibir al estudiante.

REQUISITOS QUE DEBE CUMPLIR EL ESTUDIANTE

Los estudiantes que participan del programa son jóvenes deseosos de conocer cómo vive una familia en otro lugar del planeta, quieren crear un vínculo con esas otras personas. Exigimos los siguientes requisitos:

  • Tener entre 15 y 19 años de edad.

  • Tener buenas notas en sus estudios secundarios.

  • Llenar un legajo de inscripción que nos da las informaciones necesarias para la selección del estudiante y su ubicación en la familia más adecuada.

  • Participar de una o más entrevistas de selección que permite establecer el perfil de cada candidato, comprobar su capacidad para encarar la estadía, sus cualidades de adaptación y de flexibilidad, su nivel de perseverancia y sus motivaciones.

  • Asistir activamente a las reuniones y talleres de preparación para el intercambio.




.

Querida familia:

Cuando una coordinadora nos informó sobre WEP por primera vez, nos sentimos atraídos por la aventura. Nos pareció que se presentaba una buena oportunidad para que nuestros hijos, chicos en ese entonces, formaran parte de un universo más grande, pasaran a integrar el mundo y comprendieran que hay mucho más que nuestro pequeño pueblo y nuestro idioma en el planeta.

Si bien estábamos llenos de dudas y ansiosos, nuestras preocupaciones se desvanecieron cuando llegó nuestra primera estudiante, Sarah, de Alemania, en 1998. Abrimos la puerta de casa, nos presentaron y ella se sacó los zapatos antes de entrar. Lo hizo como si fuera el acto más normal del mundo, entonces supimos que estábamos haciendo lo correcto. Todas nuestras dudas quedaron en el pasado y nos dedicamos a convivir y disfrutar de las pequeñas diferencias cotidianas.

Nuestros hijos, en cambio, incorporaban las diferencias como si fueran lo más normal del mundo, como si ese pedacito de Alemania que teníamos en casa hubiese sido parte de la Argentina desde tiempos inmemorables. Aprendieron que hay otras lenguas aparte del castellano, empezaron a leer más y se introdujeron en el mundo de la música de manera natural. Prácticamente no entendían que formábamos parte de un programa de intercambio, para ellos todo era corriente. Al invitar a los programas de intercambio a mi casa, conseguimos que mis hijos crezcan en el mundo.

Estela, Chovet

Haber recibido a Jessica en nuestro hogar fue una de las experiencias más hermosas que nos tocó vivir en familia.

Recibimos a una adolescente que no conocíamos, nos daba mucha ansiedad y también algunos temores, pero muy pronto se ganó el corazón de todos nosotros y Jess se transformo en nuestra hija, hermana y amiga.

Hoy ya de regreso a su país estamos todos muy tristes pero igualmente pensamos que fue una experiencia que valía la pena ser vivida y tenemos la esperanza de que muy pronto la vamos a ver entrando nuevamente en nuestra casa.

Familia Carozzo, Villa Ramallo





.

Intercambios en el extranjero

En estos programas el estudiante vive con una familia que lo aloja y lo asume como a un hijo más, con los mismos deberes y derechos que los demás miembros. Durante ese período, el estudiante debe seguir regularmente los cursos de una escuela secundaria. De esta manera tiene la oportunidad de conocer las costumbres, la vida cotidiana, el sistema escolar y, por supuesto, de aprender el idioma del país elegido.

Asistencia: WEP Argentina y nuestros colegas locales somos responsables de cada estudiante que participa en nuestros programas. Es por eso que los estudiantes y familias anfitrionas tienen un coordinador local encargado de cuidar y aconsejar para un buen desarrollo del programa.
Asimismo, desde WEP Argentina preparamos a los estudiantes antes de la partida y estamos en contacto con ellos y sus padres durante el intercambio.

Todas las personas que formamos parte de WEP Argentina llevamos muchos años acompañando y aconsejando a familias y estudiantes que realizan intercambios. Buscamos que sea el cuidad y excelencia de nuestro trabajo lo que genere que cada vez más personas confíen en nosotros y nos elijan para una experiencia tan personal y delicada como es un programa en el extranjero.

La convalidación: Según resoluciones ministeriales de la Nación y de las Provincias, los intercambios se consideran programas educativos de valor global y se convalidan siguiendo algunas pautas. Puede descargarse la Resolución Nacional y la provincial de Santa Fe. No dude en consultarnos al respecto.

Duración de los programas: 4, 8 ó 12 semanas; un semestre ó un año académico.

Países: Los estudiantes junto con sus padres y aconsejados por nuestro staff, eligen el país de destino.
Actualmente trabajamos con:


  • Alemania
  • Australia
  • Bélgica
  • Brasil
  • Canadá
  • Estados Unidos
  • Dinamarca
  • Francia
  • Finlandia
  • Japón
  • Holanda
  • Hungría
  • Inglaterra
  • Irlanda
  • Noruega
  • Polonia
  • República Checa
  • Sudáfrica
  • Suecia
  • Suiza




.

REQUISITOS

  • Tener entre 15 y 18 años de edad.

  • Conocimiento del idioma para algunos países.

  • Tener buen concepto y resultados en los estudios secundarios.

  • Participar de dos entrevistas que permiten establecer el perfil de cada candidato, comprobar su capacidad para encarar la estadía, sus cualidades de adaptación y de flexibilidad, su nivel de perseverancia y sus motivaciones reales.

  • Llenar un legajo de inscripción que nos dará una serie de informaciones necesarias para la aceptación del estudiante y su asignación a una familia anfitriona adecuada.

La Familia anfitriona

La familia es sin duda el elemento más importante de nuestro programa, por eso nuestros colegas locales ponen siempre la mayor atención en la selección de las mismas. Son visitadas y entrevistadas a fin de comprobar sus aptitudes para alojar. Son familias voluntarias. No actúan por lo tanto con un interés de lucro sino por el simple deseo de descubrir y crear un lazo de amistad con un joven extranjero. Cada familia elige al estudiante que quiere recibir. Este no es nunca impuesto, lo cual aumenta la calidad del programa.





.

Carta a los padres

Si usted está leyendo estas líneas es porque probablemente a su hijo/a le interese hacer un intercambio. Desde nuestra visión, este interés refleja una inquietud por aprender, por crecer y conocer el mundo, y es a su vez el reflejo de un deseo muy profundo. Creemos que el aprendizaje que se realiza por medio del intercambio supone un desafío. Su hijo/a está pensando en afrontarlo y esto ya significa una actitud valiente y positiva.

Algunos aprendizajes del intercambio son evidentes. Los estudiantes aprenden un nuevo idioma como lo hablan los nativos, conocen nuevos modos de vestirse, nuevas comidas, la historia de un país, el modo de vivir de las personas de ese lugar y muchas cosas más.

Pero además de estas cosas, nuestros más de 20 años de experiencia nos han demostrado que hay otro aprendizaje tan importante como los anteriores. Su hijo/a aprenderá, casi sin darse cuenta, a adaptarse a las variadas situaciones de la vida, a reaccionar ante lo diferente, a entender las cosas desde distintos puntos de vista, sabrá ponerse en el lugar del otro y aprenderá a buscar soluciones creativas. En definitiva, aprenderá a ser más flexible y a sentirse cómodo en las múltiples situaciones que se le presentarán en la vida.

Su hijo/a construirá relaciones afectivas con personas que en un principio no conocía, creará lazos con personas que tienen otras costumbres. Al regreso a nuestro país, habrá sumado nuevas pasiones a las que ya tenía: aprenderá a querer nuevas músicas, nuevos sabores, nuevos paisajes y tendrá nuevos amigos en otro lugar del planeta. El mundo de su hijo/a se habrá ampliado y sus afectos también.

Las personas que trabajamos en WEP Argentina hemos experimentado el intercambio como estudiantes o como padres. Sabemos que esta experiencia es única y cuidamos para que sea exitosa. Por esta razón, siempre estamos a disposición de los estudiantes y de sus padres.

Marisa Crosetti
Directora
WEP Argentina


Magali, ALEMANIA

El 29 de agosto de 2012 partí hacia un mundo totalmente desconocido: Alemania. Mi familia anfitriona es de Lilienthal, una ciudad muy pequeña en el noroeste de Alemania. Ellos me abrieron las puertas de su casa y, sobre todo, de sus corazones, y pronto me convertí en parte de la familia. Este intercambio de culturas (la mía y la de ellos) que se formó dentro de la casa de la familia Sierhaus, no solo me cambió a mí, sino a la misma familia anfitriona. Conocí amigos, lugares preciosos, y guardé los más lindos recuerdos.
En mi intercambio aprendí que no hay una sola manera de hacer las cosas; hay costumbres que probé, me gustaron y las mantengo hoy en día en Argentina. Y sobre todas las cosas, apasionada de los idiomas que soy, aprendí uno de los idiomas más bellos y dulces del mundo. Poder comunicarme con mi familia y amigos alemanes en su idioma es mi mayor meta alcanzada en esta inolvidable y hermosa experiencia. “If you talk to a man in a language he understands, that goes to his head. If you talk to him in his language, that goes to his heart,” Nelson Mandela.


Juan Andrés, FRANCIA

Cuando uno se encuentra por primera vez con un "extranjero", una frontera invisible se crea entre los dos. El objetivo del intercambio es tomar conciencia de ella y derribarla para hacer lazos con quienes están del otro lado.
Mi paso por Francia se trató de eso. Mientras más demolía mi frontera, menos “otro” me resultaba todo. Haciendo amistades y afectos que durarán para siempre descubrí que en el mundo solo existe una humanidad: las fronteras son líneas imaginarias que trazamos con la esperanza de no darnos cuenta de eso. Viajar de intercambio es una forma de quitar el dedo del sol. Cuando se vive entre esos “otros” que aparecen solo en los libros o en las películas, uno acaba por darse cuenta de que no “son”, sino que “somos”.
Todo ese desarrollo personal viene condimentado de aventura a la vuelta de cada esquina, paisajes impresionantes, fragancias y sabores exóticos, amistades y amores que florecen, ¡Lazos y recuerdos para recordar y contar siempre!





.

Otros programas en el extranjero

Además de los intercambios en escuelas secundarias tenemos otros tipos de programas para gente más grande o que simplemente deseen vivir una experiencia diferente.





.
Contacto
Nombre:
Campo incompleto
Edad:
Campo incompleto
Teléfono:
Campo incompleto
E-mail:
Campo incompleto o inválido
Dirección:
Campo incompleto
País:
Campo incompleto
Ciudad:
Campo incompleto
Programa de interés






Debe elegir al menos una opción
  

WEP Argentina


Zeballos 2118
S2000BQR, Rosario,
Argentina
tel.+54 (0) 341 4267728
+54 (0) 341 4473554

BIGTheme.net • Free Website Templates - Downlaod Full Themes